Un corazón imprudente en la Montenegro

Con trece obras de pequeño y mediano formato, basta para conocer el estilo y la técnica pictórica de Eduardo Herrera que integran Corazón Imprudente

Taller de Crónica “El Huevo Cojo”
Estrenan monólogo sobre Confabulario en el Teatro Degollado
Son’risas de Esperanza / Parque de la Solidaridad

Con trece obras de pequeño y mediano formato, basta para conocer el estilo y la técnica pictórica de Eduardo Herrera que integran Corazón Imprudente, exhibición que se inaugura este miércoles 3 de octubre, a las 20:00 hrs, en la Galería Roberto Montenegro, de Codise A.C.

Eduardo Herrera explora con óleos, dibujos y mixtas el mundo quimérico de la condición humana: ángeles, tritones y sirenas, como una metáfora visual de la metamorfosis que plantea la identidad de género por la que transitan las personas: una sirena que transforma en humano, una hombre en ángel o tritón.

Además explora con su intuición pictórica la representación del cuerpo femenino y masculino como objetos de belleza y la naturaleza como una metáfora de la soledad y la depresión psicológica; un corazón es una rosa ensangrentada, una manzana es un sagrado corazón martirizado por unos clavos de la pasión. O Un corazón entre unas ramas cuelga como una manaza de la tentación.

Herrara es un reconocido pintor, en un sector de la comunidad LGBTIIIQ por la calidad de sus retratos; pero sobre todo porque los clientes le encargan que los pinte como ángeles, tritones y otros personajes mitológicos. También tiene vena de poeta, los títulos de sus obras pictóricas lo apunta: Insinuación morbosa, Negarse a morir, No es mujer, Proteger el corazón, Sin Cruz, Siremorfosis, Vanidad oculta,  Fin de la búsqueda, Vergüenza escondida y Baño de Luna.

El joven poeta Víctor Alfonso Ruiz, egresado de la Lic. en Letras Hispánicas de la UDG escribió sobre la obra de Eduardo Herrera: De reojo descubrimos que somos tan humanos como la fantasía nos lo permite. Auscultamos nuestra mitología cuando la luna se filtra por nuestra conciencia. Una vez a corazón abierto el análisis revela el desgaste de la imprudencia, las búsquedas y las insinuaciones.

Eduardo Herrera nación en La Barca, Jalisco, desde su adolescencia llegó Guadalajara donde se quedó a hacer suya la ciudad y la noche, ha participado en más de veinticinco exposiciones colectivas en Guadalajara, La Barca, Jalisco, Tijuana, Puerto Vallarta y Estados Unidos. La exposición un Corazón Imprudente de Eduardo Herrera cuenta con la curaduría de Jaime Aurelio Casillas Franco, museografía de Pedro Antonio López y montaje de Gabriel Laris. Se exhibirá hasta el viernes 26 de octubre. Se puede visitar de lunes a viernes, de 16:00 a 19:00 hrs. en calle 8 de julio número 76, entre calle Pedro Moreno y Av. Juárez, en la zona gay de Guadalajara

 

Anuncio

 

COMMENTS

A %d blogueros les gusta esto: